Registro  /  Login

Portal de Negocios en Colombia


Sostenibilidad Empresarial: Reportar o No Reportar

Sin transparencia no hay confianza, y sin confianza es muy complejo hacer negocios, mucho más en el panorama actual. Las herramientas están disponibles, pero necesitan de liderazgo empresarial para ser implementadas.

Por: Andrea Pradilla Andrade *

La transparencia en la conducta empresarial es un imperativo para la mejora y la competitividad, y es en estos momentos una expectativa esencial de los grupos de interés, particularmente en el contexto de los esfuerzos que se adelantan para alcanzar los Objetivos de Desarrollo Sostenible, ODS. Sin transparencia no hay confianza, y sin confianza es muy complejo hacer negocios, mucho más en el panorama actual.

Los ODS hacen un llamado explícito a todas las empresas, sin importar su sector, nacionalidad, propiedad o tamaño, para que apliquen su creatividad e innovación en la solución de los retos que plantea el desarrollo sostenible. Es entonces imperativo que las empresas alineen sus estrategias comerciales con los objetivos y metas mundiales, y sean transparentes con respecto a sus esfuerzos.

Con alguna frecuencia, se teje el argumento de que la sostenibilidad empresarial no es un tema de reporte, que eso va después cuando ya he hecho una gestión de la que me siento orgulloso y cuando como organización he madurado lo suficiente para presentar resultados. Los defensores de esta postura desconocen el valor que la priorización, la medición y la comunicación de la sostenibilidad juegan para que el desempeño empresarial, y condenan a las empresas a ser gestionadas usando únicamente información financiera.

La sostenibilidad empresarial sí es un tema de reporte, y no, el reporte no viene al final. De hecho, el proceso de reporte es el punto de partida para una gestión organizada y estratégica. El proceso de elaboración de una memoria de sostenibilidad bajo Estándares GRI mejora la gestión, abre el panorama de inclusión de grupos de interés, obliga a priorizar y a identificar impactos, invita a ponerse metas, a recolectar datos, a mejorar, y especialmente invita a ser transparentes con la gestión.

La rendición de cuentas en sostenibilidad es un factor esencial para el logro de los Objetivos de Desarrollo Sostenible, al punto de haber sido incluida como una de sus 169 metas. La meta 12.6 es clara al plantear que los Estados Miembros deben “alentar a las empresas, en especial las grandes empresas y las empresas transnacionales, a que adopten prácticas sostenibles e incorporen información sobre la sostenibilidad en su ciclo de presentación de informes.”

La visión de esta meta es que se rinda cuentas sobre la contribución empresarial al desarrollo sostenible con la misma frecuencia, rigurosidad e importancia con que se rinden cuentas sobre los resultados financieros de una organización. Por lo tanto, favorecer un escenario sin reporte empresarial sobre sostenibilidad o con reporte, pero dónde cada quién reporte lo que quiere sin seguir un estándar, no solo es errado sino peligroso. Para acelerar la acción frente a los ODS es fundamental que las empresas rindan cuenta sobre su contribución a los mismos.

Global Reporting Initiative-GRI nació hace más de 20 años como organismo internacional independiente y pionero, que busca promover el desarrollo inclusivo y sostenible a través del empoderamiento de los tomadores de decisión. Para lograrlo, es el arquitecto de los Estándares GRI para la elaboración de informes de sostenibilidad (Estándares GRI) más utilizados del mundo, y que son además un bien público gratuito.

Los Estándares GRI han sido diseñados para que las organizaciones midan e informen sus impactos en la economía, el medio ambiente y la sociedad, creando un lenguaje común para las empresas y sus grupos de interés, con el cual dichos impactos pueden ser comunicados y comprendidos. Adicionalmente, los Estándares GRI permiten reportar acerca del progreso e impacto con respecto a los ODS.

El 75% de las 250 empresas más grandes del mundo usa los Estándares GRI, 63% de las 100 empresas más grandes del mundo en 49 países también lo hacen, y existen más de 130 políticas en más de 60 países que referencian al GRI. [1] Las empresas latinoamericanas encabezadas por Brasil, Colombia, México, Chile, Argentina y Perú son pioneras en el uso de los Estándares GRI para rendir cuentas.

Aunque inicialmente el esfuerzo fue adelantado por empresas grandes, hoy Latinoamérica es líder en rendición de cuentas en pequeñas y medianas empresas, con cerca de 600 haciéndolo, en particular en Perú y Colombia, demostrando que la transparencia es asunto de todos y es posible de lograr bajo un estándar internacional de las características del GRI. Las herramientas están disponibles, pero necesitan principalmente de liderazgo empresarial para ser implementadas.

pradilla@globalreporting.org. Directora para Hispanoamérica del Global Reporting Initiative-GRI

[1] Fuente: KPMG Survey of Corporate Responsibility Reporting, 2017.

Artículos Relacionados