Registro  /  Login

Portal de Negocios en Colombia


Entre criptomonedas y el agro: Cinco principales y más rentables inversiones para un ciudadano de a pie este año en Colombia

Con la llegada de un nuevo año, las fichas en el tablero económico se mueven y la incertidumbre de los primeros meses pone a prueba el bolsillo de los hogares colombianos.

El aumento del salario mínimo en un 10,07% –que más parece un sofisma que una buena noticia–, una inflación por encima del 5,6% –la más alta en los últimos cinco años–, una tasa de desempleo que aún no supera la meta de un solo dígito y que se ve amenazada por el impacto de variante Ómicron de la COVID–19, sumado a las deudas que parecen impagables a causa de las compras en diciembre, son apenas algunos de los factores que tienen que considerar los colombianos para organizar sus finanzas personales en el 2022.

De acuerdo con el DANE, el país cerró el año con una inflación del 5,62%, muy por encima de la meta anual que había establecido el Banco Central del 3%. Una cifra que repercute en los presupuestos de las familias, que ya han empezado a ver los efectos sobre el valor de algunos productos y servicios, como la comida, el transporte, la salud y la educación, entre otros.

La más alta en los últimos cinco años: Inflación en Colombia en 2021 fue de 5,62 %, según el Dane

En medio de un escenario tan complejo, la clave está en reaccionar ante los fenómenos que alteran el bolsillo, priorizar gastos en el presupuesto e inclusive encontrar formas de incrementar los ingresos. Una de las alternativas para rentabilizar el capital es la inversión, toda vez que se cuente con la asesoría adecuada o con mucha dedicación y estudio.

Según un informe de Investopi, la plataforma de educación financiera para no financieros, “invertir es la única forma de generar riqueza y cualquier persona puede hacerlo. El éxito consiste en tener disciplina y buenos hábitos financieros, así como contar con unas metas claras y definir las herramientas que le permitan llegar hasta ellas”.

Marcelo Granada, CEO de la marca, cuenta cuáles son las cinco principales inversiones que pueden hacer los colombianos para rentabilizar su dinero en este 2022.

Invertir en dólares

El dólar se mueve cerca a la barrera de los $4.000, como resultado de una de las devaluaciones más críticas en años, pues la TRM cerró en 2021 en $3.981,16, lo que equivale a una devaluación de aproximadamente el 16% en comparación con los $3.432,5 de 2020. En otras palabras, y como lo afirmó el informativo Today in 24, el peso colombiano fue la moneda más devaluada del mundo el año pasado.

Si bien la devaluación de la moneda colombiana frente al dólar es un signo de alerta para la economía del país, también lleva a que crezca el interés por la divisa estadounidense. Granada explica que invertir en esta moneda no consiste en comprar y guardar dólares bajo el colchón; en su lugar, se pueden aprovechar distintas opciones como tener dólares digitales en plataformas tipo Airtm. “Así se podrán convertir los recursos a una moneda en la que se disminuye el efecto inflacionario y se conserva el valor del capital, además de la posibilidad de transarlo de forma segura”, agrega.

Tres millones de pesos: Así es el proyecto de ley que busca salario mínimo para técnicos y profesionales

Apostarle al agro

No siempre se contempla la posibilidad de invertir en el agro colombiano, pese a que se ha destacado por ser uno de los sectores con mayor proyección del país y uno de los más atractivos para exportar, por los beneficios que puede generar.

Aunque no muchos cuentan con la oportunidad de acompañar un proceso de siembra y exportación de principio a fin, de acuerdo con Granada, hay alternativas para conectarse con pequeños agricultores y realizar una inversión en plataformas como Agrapp. “Se pueden invertir desde $2 millones, con los que se puede lograr una rentabilidad superior al 16% al año y financiar una cosecha supervisada y productiva. Es decir, al invertir también se apoya a los campesinos”, dice.

ETF o fondos que se cotizan en la bolsa de valores

Básicamente son una cartera de varios activos seleccionados. Es decir, la magia de este instrumento es que en un solo fondo puede encontrar varios activos que ayudan a diversificar con un bajo capital y requerimiento de tiempo.

Si una persona está interesada, por ejemplo, en participar del mercado de las aerolíneas, puede invertir en JETS: un fondo que reúne a compañías del negocio como American Airlines, Delta y JetBlue. En cambio, para invertir en oro, puede hacerlo en el fondo GLD. Mientras que, si opta por los índices colombianos, está el iColcap, donde puede invertir en las veinte acciones más líquidas de la Bolsa de Valores de Colombia.

Gobierno destacó reducción de aportes a la salud de pensionados de un salario mínimo

Comprar acciones

Es uno de los activos más tradicionales cuando se habla de inversión. Hoy en día, las personas pueden invertir en las distintas empresas que les proveen bienes y servicios como Johnson & Johnson, Coca-Cola o Facebook, por mencionar algunas. Inclusive, esta es una opción para cualquier bolsillo, puesto que no requiere de grandes capitales para entrar en el mercado, se puede hacer desde menos de US$100, utilizando aplicaciones como Hapi (un broker regulado en Estados Unidos) o Trii para invertir en las acciones colombianas.

Creerle a las criptomonedas

A medida que pasa el tiempo y se empieza a conocer mejor el mundo de las criptomonedas, se le ha ido perdiendo el miedo a invertir en estos activos, que hoy en día son uno de los atractivos del momento.

“El bitcóin pasó de ser una moda para convertirse en un activo de resguardo de valor como el oro. Claro que se debe tener en cuenta que es un activo de volatilidad extrema, por lo que no es apto para cardiacos. En otras palabras, no es la inversión para los que prefieren la seguridad sobre sus recursos”, resalta Granada.

Estos son activos de rentabilidad variable y no es posible contar con una proyección de ganancia fija en relación con estas inversiones, por lo que cada inversor debe estudiar y conocer el mercado al que se enfrenta antes de poner en él su capital. En este sentido, son fundamentales las herramientas de análisis, proyecciones y educación financiera.

 

Artículos Relacionados