Registro  /  Login

Portal de Negocios en Colombia


Recaudo de impuestos en Bogotá se acerca a los $3 billones

El jueves el Distrito realizó una emisión de bonos por $600.000 millones en la Bolsa de Valores de Colombia que tuvo una demanda de dos veces lo ofrecido. La ciudad ha invertido $3.9 millones para enfrentar la crisis del Covid 19.

La Secretaría de Hacienda de Bogotá reveló que, con corte 30 de abril de 2020, el recaudo de impuestos en la ciudad asciende a $2,94 billones, lo que significa un avance del 29% en la meta de recaudo total fijada para este año, de $10,2 billones.

Del total de recursos recaudados, $1,55 billones corresponden a ICA; $873.000 millones al pago del impuesto Predial y $150.000 millones al de vehículos.

A pesar de los avances, todo indica que el recaudo podría verse afectado en el corto y mediano plazo, teniendo en cuenta la recesión generada por el aislamiento obligatorio, para enfrentar el Covid 19. De hecho, la Alcaldía tomó la decisión de aplazar el pago de estos impuestos (predial, ICA y vehículos), por lo que se prevé un repunte significativo en el recaudo durante los próximos meses.

Juan Mauricio Ramírez, secretario de Hacienda, explicó que la atención de la pandemia ha significado inversiones por cerca de $3,9 billones en la ciudad, por lo que anunció que la capital aumentará su deuda pública por el orden de esa cifra.

Por ello, el jueves pasado la ciudad realizó una emisión de bonos por $600.000 millones, con una demanda de dos veces lo ofrecido, de la siguiente manera: $387.447 millones a un plazo de 20 años con UVR + 3,93 % y $212.550 millones a un plazo de diez años, con IPC + 3,7%.

Ramírez explicó que la emisión, en una coyuntura de volatilidad y pandemia, es un voto de confianza al manejo fiscal de la ciudad. “Los inversionistas pueden estar tranquilos porque, además de estar protegidos ante los cambios en la inflación, ganan una tasa real positiva cercana al 4%”, explicó el funcionario.

Con esta emisión, el endeudamiento del Distrito quedaría en $3,4 billones.

“Gracias a que por años la ciudad ha mantenido unas finanzas saludables, en parte por la buena cultura tributaria de los contribuyentes, Bogotá tiene la capacidad de adquirir créditos que le den liquidez para afrontar esta crisis y pagar ese dinero en los próximos 10 o 15 años”, explicó.

Artículos Relacionados