Registro  /  Login

Portal de Negocios en Colombia


3 emprendedores dan las claves para crear empresa con éxito

Sebastián Obregón, Juan Manuel Medina y Antonio Nunes, que hacen parte de la red Endeavor, analizan el ecosistema colombiano, sus debilidades y fortalezas, y lo que debe hacerse para alcanzar el siguiente nivel con más casos de éxito.

Foto: Unsplash (john-schnobrich)

Según el Banco Interamericano de Desarrollo, BID, la crisis sanitaria ha golpeado con dureza a los emprendedores y a las empresas jóvenes en la región.

“La mitad de los emprendedores encuestados que aún no habían puesto en marcha su emprendimiento interrumpieron el proceso. Y un 53% de los que ya vendían, dejaron de hacerlo”, señala la entidad multilateral en el estudio “Los ecosistemas de emprendimiento de América Latina y el Caribe frente al Covid 19”, que se basa en 2.232 encuestas de 19 países en las que se indagaron sobre los impactos, las respuestas y las demandas de apoyo ante la coyuntura.

Para analizar el impacto de la crisis sanitaria en el ecosistema colombiano, Gerente consultó a tres emprendedores Endeavor, a quienes les plateamos 3 preguntas.

1- ¿Qué lecciones le dejó la pandemia a Usted y a la empresa?

2- ¿Cuáles son los desafíos y oportunidades en la nueva normalidad?

3- ¿Cómo ve el ecosistema emprendedor colombiano?

Sebastián Obregón, Enmedio

Administrador de empresas y magíster en mercadeo de la Universidad de los Andes. Está muy involucrado en el ecosistema de emprendimiento: fue presidente de la junta directiva de la ANDI del Futuro, es inversionista, mentor y Emprendedor Endeavor desde el 2014.

Es cofundador y gerente general de Enmedio, una compañía TIC dedicada a la señalización digital desde el año 2006. Enmedio fue pionera y hoy es una de las empresas líderes en Digital Signage y del DOOH (Digital Out Of Home) en Colombia y la región Andina. Ha levantado US$4 millones en capital y cuenta con cerca de 5.000 pantallas instaladas en más de 1.900 locaciones en 120 municipios de Colombia y en 6 países.

Durante la pandemia lanzó dos nuevos productos digitales: Enmedio Connect, una aplicación que facilita la comunicación corporativa; y Enmedio Direct, la primera plataforma para realizar compra programática de publicidad DOOH en el país.

1- Lo más importante es aprender a manejar una compañía en crisis. Nosotros ya habíamos tenido una crisis dura, en 2008, y aprendimos muchas cosas. Por ejemplo, que una crisis como esta no se supera solo recortando gastos sino apostando por la innovación y el lanzamiento de nuevos productos y servicios. También aprendí que la cultura de la compañía es muy importante, todos nos pusimos la camiseta de guerra para enfrentar la situación. Tenemos un lema que dice que lo maluco también es bueno, la actitud positiva es definitiva, ser optimistas para superar este bache.

2- Nosotros ya teníamos un manual de crisis, lo desempolvamos e hicimos un plan de choque con 4 principios: primero, garantizar la supervivencia de la compañía; segundo, proteger la lealtad de nuestros clientes y a los empleados (no despedimos a ninguno) y cuidar la reputación y nuestro buen nombre. Hicimos una estrategia agresiva de costos, renegociaciones con los proveedores, a algunos empleados los enviamos de vacaciones o redujimos la jornada laboral, y pospusimos inversiones y proyectos que dejamos en stand by. Somos 75 colaboradores y nunca hicimos despidos. Nos había ido muy bien en 2019 y teníamos caja en el banco, algo que aprendimos de la crisis de 2008.

3- Yo empecé en 2006 cuando no había nada, pero el ecosistema ha progresado mucho y para nuestro país ya es bastante sofisticado. Cuando salimos a buscar capital no existían las aceleradoras, nos tocó conseguir un socio estratégico. Nos falta, pero ya hay muchos tipos de inversionistas sofisticados, los internacionales ya tienen al país en el radar. Incluso estamos viendo ‘rondas locas’ en emprendimientos colombianos.

Además: Conozca y aproveche los beneficios tributarios de la nueva Ley de Emprendimiento

Juan Manuel Medina, Grupo Meiko

Estudió Administración de Empresas y realizó un MBA en INALDE Business School. En el 2008 junto a Svi Kishner fundó Grupo Meiko, una compañía líder en conocimiento del canal tradicional en Latinoamérica.

Ambos crearon Súper Vecino: un programa que nació como un canal de comunicación entre la industria de consumo masivo (los gremios, el Gobierno y la banca) y los tenderos.

A través de Súper Vecino pudieron recolectar información sobre el performance de los fabricantes en el canal y asimismo entendieron cómo encaminar la evolución del programa hacia una solución tecnológica que transformen el canal tradicional con la ayuda de la digitalización. Hoy, tienen más de 45.000 tenderos conectados a nivel nacional y con su colaboración han podido obtener información en tiempo real y transferir a la industria información relevante sobre el desempeño de las marcas.

1- Una lección de humildad y empatía por los demás. Si esta crisis no nos impactó a nivel personal y estructural, estaríamos desaprovechando una gran oportunidad. Nuestro objetivo como empresa es transferir valor y lograr que la base de la pirámide deje de sobrevivir y comience a prosperar.

Trabajé en una multinacional de investigación de mercados con metodologías muy buenas para leer el canal organizado y moderno. Cuando entrábamos a analizar la informalidad era frustrante y no tuve otra alternativa que hacerlo por mi cuenta. Disciplina, trabajo y resiliencia confluyen para resolver un problema de negocio complejo que no es local sino global.

2- Tenemos dos proyectos gigantescos: la transformación y la digitalización de la comunicación del canal tradicional y de los puntos de venta con los fabricantes y los ‘shoppers’, para lo cual necesitamos talento y tecnología. Después de ver como emprendedores el ‘valle de la muerte’ tenemos una perspectiva diferente y sabemos que situaciones como esta se pueden enfrentar. No hemos perdido el miedo pero somos más audaces y buscamos más oportunidades.

3- Los emprendedores estamos muy observados y es maravilloso que se visibilice el emprendimiento. No quiero decir todo el mundo debe convertirse en emprendedor. Los que lo hacemos tenemos la responsabilidad de desarrollar compañías rentables que generen valor para la sociedad y que hagan crecer a sus colaboradores para lograr una distribución justa de la riqueza. Hay una nueva generación de compañías con esa visión y es maravilloso que haya capitales para potenciarlas y lograr que escalen.

Antonio Nunes, Instaleap

Este portugués trabajó para McKinsey y el grupo de tecnología Rocket Internet. Ha fundado varias empresas de tecnología como Linio (Marketplace de e-commerce vendido a Falabella en 2016), Mercadoni y Zalora (el e-commerce de moda número 1 en el Sudeste Asiático) en Latinoamérica y Asia.

Ahora es el CEO y fundador de Instaleap, una plataforma tecnología integral para la última milla que le permite a cualquier supermercado montar y operar su canal digital con alta eficiencia y cuidando la relación con sus clientes. El software de Instaleap ha ejecutado más de 10 millones de entregas y es la plataforma de los líderes del retail de Latinoamérica como Grupo Éxito, D1, Walmart México y Chile, Falabella Latinoamérica, etc.

1- La pandemia fue un momento de mucha incertidumbre en grandes contratos y grandes empresas con las que trabajamos. Lo que hicimos fue trabajar para entender las oportunidades y encontramos que muchos supermercados necesitaban una solución de software para manejar el canal de entregas. El e-commerce explotó con la pandemia y nosotros aprovechamos el momento para reaccionar, aumentar los equipos y tomar las oportunidades.

2- El talento humano existe, me encanta Colombia, los trabajadores tienen buena ética del trabajo. Hoy tenemos 60 ingenieros de software en la empresa. Contratamos mucha gente de la Nacional y los Andes y buscamos formarlos para hacerlos más senior. Tenemos gente de afuera que aporta conocimiento pero al mismo tiempo entrenamos jóvenes con mucho talento y los ayudamos a crecer en la empresa.

3- Llegué a Colombia cuando no existía nada, en 2012. Era difícil contratar las personas que necesitábamos. Hay casos de éxito importantes como Rappi y eso ha despertado mucho interés y el otro factor definitivo es un ecosistema vibrante de financiación. En este último falta capital inteligente a nivel internacional, pero los inversionistas de afuera están mirando el país. Este proceso debe acelerarse y los inversionistas nacionales tienen que volverse más sofisticados, pero sin duda hubo un gran desarrollo en los últimos 8 años.

Le puede interesar: De emprendimiento a pyme: ¿Cómo sobrevivir a la crisis y fortalecer tu negocio?

 

Artículos Relacionados