Metro de Bogotá será «Made in China»

El consorcio Apca Transmimetro se quedó con la licitación para la construcción del Metro de Bogotá. El grupo está conformado por las firmas: China Harbour Engineering Company Ltd., que cuenta con una participación del 85% y Xi’An Metro Company, la cual tiene el 15% restante.

Foto: Alcaldía de Bogotá

En todos los factores evaluados, el grupo chino obtuvo la máxima puntuación de manera tal que serán los encargados de construir y operar por 20 años la primera línea de Metro de Bogotá.

El contrato se deberá firmar en los próximos 45 días y las obras arrancarán en abril de 2020 por la zona de patio taller, que tendrá un área de 32 hectáreas.

Con 23,9 kilómetros, será una de las primeras líneas más extensas del continente, por encima de las de ciudades como Quito (22 km), Sao Paulo (20,4 km), Santiago (19,3 km), Ciudad de México (18,8 km) y Buenos Aires (9,4 km), por citar algunos ejemplos en la región.

Este primer tramo irá desde el Portal Américas hasta la avenida Caracas, atravesando avenidas como la  Villavicencio y la Primero de Mayo; además de la Calle 8 Sur y la Calle 1, por donde girará hacia el norte por la Caracas hasta llegar a la Calle 78.

De acuerdo con estudios que se hicieron por parte de la Alcaldía Distrital, el  Metro de Bogotá movilizará 72.000 pasajeros hora/sentido; es decir, más de un millón de pasajeros al día. Adicionalmente, se beneficiarán directamente los habitantes de 78 barrios en nueve localidades.

El anuncio sobre el inicio de la esperada obra, que debe estar lista en 2025, generó un entusiasmo generalizado al mismo tiempo que críticas, debido a que algunos medios de comunicación difundieron información relacionada con investigaciones por posibles irregularidades que se llevaron a cabo en contra de una de las empresas chinas ganadoras en el proceso de licitación.

De acuerdo con Caracol Radio, la compañía Harbour Engineering fue citada por la Asamblea de Panamá para rendir cuentas alrededor de supuestos casos de corrupción en la construcción del cuarto puente sobre el Canal de Panamá, obra que le fue adjudicada.

Por otro lado, según un comunicado de prensa del Banco Mundial publicado en 2011, la firma CCC que es matriz de China Harbour, fue sancionada por el organismo internacional durante ocho años con el argumento de fraude  en la renovación vial de un megraproyecto de infraestructura en Filipinas.